Elige tus Frases

Frases remitidas por nuestros lectores

"¡Jesús!"

Es costumbre exclamar "¡Jesús!" cuando una persona estornuda con el fin de desearle buena salud y ahuyentar las enfermedades.

Es éste un uso antiquísimo, pues ya los egipcios consideraban de buen o mal agüero el estornudo según cómo y cuándo se producía. Los griegos solían decir "¡Vivid!" a los que estornudaban y éstos solían desearse lo propio a sí mismos. Los romanos, por su parte, decían "¡Salve!" en dichas ocasiones e invocaban a Júpiter. Y tan popular era esta costumbre que los primeros cristianos optaron por modificarla, sustituyendo el nombre del dios pagano por el del cristiano.

También se dice que durante una epidemia que asoló Roma en el año 591, los atacados por la peste solían morir estornudando, y de ahí vendría la costumbre de decir "Dios te bendiga", que después se simplificó diciendo "salud, Jesús" u otra expresión semejante.

Otros afirman que la costumbre fue propagada por los árabes en África en el siglo VI, con motivo de una horrible epidemia de viruela. Así, el célebre médico Avicena escribía: "un estornudo continuado anuncia generalmente el principio de una enfermedad; por lo que cuando se oye estornudar se pide a Dios que aparte el peligro". Pero en todo caso parece probado que el invocar a una divinidad cuando se oye estornudar es una costumbre que se remonta a los primeros tiempos de la civilización, e incluso antes.

Como curiosidad, acabar diciendo que antiguamente en España solía decir "¡Jesús!" tanto la persona que estornudaba como los que lo oían estornudar.